Con el lema “Yo también merezco ser incluido” se desarrolló el taller Intervención terapéutica educativa, para atender las necesidades en la comunicación y aprendizaje de las personas en situación de discapacidad en los centros escolares y la comunidad.

La jornada es realizada en Usulután por el equipo de Rehabilitación Basada en la Comunidad, RBC, del Centro de Rehabilitación Integral de Oriente, CRIOR, y esta dirigida a docentes, personal de salud y rehabilitación, así como a padres de familia de personas con discapacidad.

El director del CRIOR, Dr. Jorge Alberto Ávalos, fue el responsable de la inauguración del evento el cual se desarrollará en cuatro jornadas abordando los siguientes temas:  Historia de la Discapacidad y su Marco Jurídico, Derechos Humanos y desarrollo comunitario, Técnicas específicas para la atención de la diversidad de los trastornos del neurodesarrollo, concluyendo con técnicas sobre el abordaje de patologías de la vos y de integración sensorial.

“Estamos trabajando para generar conciencia, sensibilizar en la necesidad de abrir los espacios y oportunidades para la plena inclusión de las personas con discapacidad del oriente del país” dijo el Dr. Ávalos.

La Licda Arely Merlos, coordinadora del equipo de RBC, expresó que es fundamental trabajar con los docentes para generar cambios que garanticen una educación inclusiva desde los centros escolares.

“Todos los sectores debemos estar comprometidos con la inclusión social de las personas en situación de discapacidad, Esto es un trabajo de quien quiere y tiene interés de impulsarlo” indicó Merlos.

Los docentes se mostraron satisfechos de ser parte del taller, y aseguraron que este tipo de actividades son necesarias para adquirir técnicas y conocimientos para impulsar dentro de las escuelas la inclusión de las personas con discapacidad.

María Milagro de Rivera, es docente del Centro Escolar Meardi, en Berlín, Usulután, ella es una de las educadoras que asiste al taller y dijo que el tema no es fácil pero que con buena voluntad se pueden lograr cambios importantes.

“Yo tengo claro que dentro los maestros no hay falta de voluntad, pero si necesitamos más conocimientos sobre el tema de la discapacidad   y de esa forma contribuir a la inclusión educativa de los niños y adolescentes con discapacidad” apuntó la señora de Rivera.

Por su parte la profesora Felicita Nieto Romero, del Centro Escolar de la colonia El Cocal de Usulután, sostiene que se debe de aceptar que dentro del gremio de maestros existe el temor de aceptar los cambios que incluyan la preparación para atender al estudiante con discapacidad.

“Este tipo de capacitaciones son las que necesitamos para aprender sobre el tema, hay que seguir por este camino y sin duda alguna que ustedes como ISRI están abriendo brecha para garantizar la inclusión de las personas con discapacidad en las escuelas” indicó la docente.

Esta es el tercer taller que el equipo de RBC del CRIOR, realiza en el oriente del país, la primera se llevó a cabo en San Miguel, la segunda se efectuó en Morazán y se concluirá con una cuarta en el departamento de La Unión.

76 CRIOR DESARROLLA TALLER DE SENSIBILIZACION SOBRE INCLUSION SOCIAL DE PCD1