Población con discapacidad del municipio de El Paraíso, en Chalatenango, se beneficiaron con la primera jornada de donación de sillas de ruedas realizada por el Instituto Salvadoreño de Rehabilitación Integral, ISRI.

Un aproximado de 25 personas entre  infantes, jóvenes y adultos mayores fueron quienes llegaron al parque central de El Paraíso para obtener sillas de ruedas, muletas o andaderas según sus necesidades.

El Dr. Alex Francisco González, presidente del ISRI, sostuvo que este tipo de acciones son parte de la política de acercar  los servicios del instituto a las zonas rurales donde habitan personas con discapacidad que  requieren de diferentes ayudas técnicas.

David González, fue una de las personas que  llegó a la jornada de donación de sillas,  este joven de 21 años, sueña con ser arquitecto, pero debido a burlas por su condición física se  vio obligado a abandonar sus estudios.

“De nacimiento tengo discapacidad, y en la escuela se burlan de mi,  me canse de esa situación y como los maestros no evitaban las burlas, decidí dejar de estudiar” expresa David, quien utiliza muletas para poder movilizarse.

Otra de las personas que llegó a la donación de sillas fue doña Carmen Brizuela de 68 años de edad, ella a causa de la diabetes le han amputados sus dos piernas. Por lo que le fue entregada una silla de ruedas.

Esta adulta mayor dice que vive de la caridad de sus vecinos, ya que no puede trabajar y que ninguno de sus siete hijos le ayudan.

“Créame que me siento muy feliz por la silla de ruedas que me regalan, uno de pobre no tiene para poder comprar una  y para mi es muy importante contar con ella para no estar solo en la cama” dijo muy emocionada doña Carmen.

16 ISRI REALIZA DONACION DE SILLAS DE RUEDAS 2